La radio de La Habana en pos de la integración

El reto de lograr mayores niveles de alcance hacia los protagonistas de la obra transformadora en la capital y principalmente de los jóvenes, estuvo entre las afirmaciones de los radialista participantes en la Asamblea de Balance de la Dirección Provincial de Radio de La Habana que se desarrolló en la sala Che Guevara del ICRT.

Con la asistencia de directivos del organismo institucional e invitados, y especialistas de la DRP de La Habana, así como de radiofonistas de las emisoras COCO, Metropolitana y Radio Ciudad de la Habana, la cita ponderó la ingente labor, en condiciones difíciles, durante el año 2018, y el cumplimiento de los objetivos planteados en la etapa, así como las metas que restan por cumplir en el actual 2019.

En la lectura del informe el director del sistema de radio en la capital, Carlos Albert, significó el trabajo realizado por los departamentos informativos cuyos redactores y reporteros se crecieron ante las dificultades de índole material y ofrecieron coberturas a un gran número de acontecimientos con motivo del aniversario 499 de la fundación de la Villa San Cristóbal de La Habana y a las severas inundaciones provocadas por eventos climatológicos en zonas del litoral habanero.

La documentación de los procesos de gestión de la calidad, el seguimiento a los estudios sobre la intensidad de la señal de los transmisores, la retroalimentación, y las reiteradas exigencias de la Opinión del Pueblo, ante la inexistencia de equipos receptores, constituyeron puntos de análisis de la asamblea.

Milagros Cherta, Directora de la emisora Radio Ciudad de La Habana, intervino para resumir los principales acuerdos de las tres reuniones de balance de las emisoras que conforman la Dirección Provincial, y significó la necesidad de ahondar en una mejor gestión de los contenidos que transversalizan a toda la programación (no sólo la informativa).

Asimismo el experimentado director de programas, Lázaro Sarmiento, destacó el rol preponderante de la radio participativa, y la necesidad de implementar cambios de contenidos en la estructuración de los programas, y exhortó a intencionar la propaganda dentro de la programación sin hacer cambios violentos en los hábitos de escucha.

De la importancia de la memoria histórica habló la directora de la COCO, Caridad Rosabal Navarro, y ponderó la existencia en La Habana de programas que superan los 50 años y mantienen su histórico vínculo con sus públicos. Destacó, entre ellos, la existencia de "El Periódico del Aire", inaugurado por Guido García Inclán, que constituye un referente en materia informativa para los capitalinos.

El acompañamiento del Gobierno y el Partido en los territorios fue tema abordado en la asamblea de balance por el periodista Ramón Lantigua Arcis, quien llamó a un trabajo más coherente y a encauzar la labor hacia un reporterismo radial más activo, más inmediato, palpando el acontecer en los municipios y localidades, dándole los microfonos al pueblo, en definitiva los verdaderos protagonistas de la obra en La Habana.

El uso como recurso de la programación de una labor multimedial, la utilidad de las herramientas que nos permiten intercambiar con los públicos como las redes sociales, la necesidad de incrementar el uso eficaz de los telefonos con conexión de datos, fueron otros de los planteamientos abordados en la cita de los creadores de la radio de La Habana.

Onelio Castillo Corderí, Director General de la Radio, intervino en la asamblea y realizó la siguiente reflexión:  "Nosotros tenemos en la Radio Cubana hoy un 95% de programación con destinatario general, hoy cuando el mundo los grandes teóricos de la comunicación están diciendo que ya se ha pasado a la segmentación y estamos en un proceso de la multisegmentación de públicos, nosotros todavía estamos con destinatarios indiferenciados, desconocidos y no sabemos nunca a quien le estamos hablando".

Se refirió a los propósitos de asumir la comunicación de la radio en La Habana, sobre el tema dijo: "... el pasado año yo les deciía que la Radio de La Habana no iba a crecer hasta que no levantara su autoestima. La radio de La Habana tiene una historia, tiene madera y fibra de creación, entonces tenemos que lograr que esta radio sea singular y que sea importante, no porque necesariamente esté en la capital del país, sino porque la gente que está aqui sabe hacer radio y tiene un propósito y un compromiso con la creación y con su sociedad".

Alfonso Noya Martínez, Presidente del ICRT, llamó a la organización, la planificación y la estrategia de trabajo intencionada al afirmar: "Si alguna fortaleza tenemos que explotar en el año 2019 es la integración. Hemos de evaluar la forma en que nos acercamos más a los problemas de la gente, con la propia gente, nuestros medios tienen que lograr el diálogo, es una meta inmediata".

Finalmente advirtió: "Tenemos una experiencia acumulada ahi (en la radio de La Habana) latente y tenemos que ordenarla".

La intención de hacer de La Habana una ciudad más bella, más participativa, mas democrática, más limpia, más ordenada, más funcional, también es responsabilidad de nosotros como medio, expresó... La radio está viva, muy viva aunque haya muy pocas radios en Cuba.

Por el trabajo del año 2018 fueron reconocidos varios radialistas de La Habana, entre ellos Ramón Lantigua Arcis, de Radio Ciudad de La HabanaPor el trabajo del año 2018 fueron reconocidos varios radialistas de La Habana, entre ellos Ramón Lantigua Arcis, de Radio Ciudad de La Habana

Pin It

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar