Portal de la Radio Cubana en Internet

Le recomendamos

A los grandes cambiosa los que se sometió nuestro país en los inicios del triunfo revolucionario no escapó la Radio Cubana; en ella también Fidel convirtió en milagro [ ... ]

Leer más...

El periodismo y las nuevas tecnologías

La aplicación de las nuevas tecnologías a los distintos campos de la producción periodística implica importantes cambios tanto en las rutinas de trabajo como en las destrezas necesarias para desarrollarlos. Quizá el mayor cambio sea una nueva forma de entender la comunicación, marcada por la interactividad, la hipertextualidad y la convergencia multimedia.

Incluso sin hablar específicamente de los medios digitales, todas las facetas del trabajo periodístico convencional se están viendo afectadas por la incorporación de estas tecnologías.

Este proceso de cambio, por medio de las nuevas tecnologías (que ya no son tan nuevas sino que son las que tenemos y utilizamos los periodistas y comunicadores para transmitir información), lo estamos viviendo los profesionales, lo estamos disfrutando y, en parte, lo estamos sufriendo.

¿Es imprescindible que un periodista sepa utilizar las nuevas tecnologías?. La respuesta no puede ser más tajante: si. Como se acaba de señalar, es fundamental el uso de estas herramientas para desarrollar las viejas destrezas que se han asociado al periodismo (selección, análisis, síntesis, verificación, contraste y jerarquización).

Además, para aquellos que trabajen en los medios digitales resulta necesario desarrollar otras como el dominio del lenguaje multimedia e hipertextual.

¿Es suficiente el dominio de las nuevas tecnologías para trabajar en un medio digital?. La respuesta es todavía más tajante que en el caso anterior: de ninguna manera. El periodista no debe olvidar nunca la veracidad y la calidad técnica de sus informaciones.

Por estos motivos se hace urgente y necesaria la incorporación total y definitiva de las nuevas tecnologías de la comunicación también en otros ámbitos. Sobre todo en el de la formación y, en este caso, el mundo universitario, en un momento extraordinario en el que se está hablando de un nuevo diseño de planes de estudios.

La incorporación del ciberperiodismo como una asignatura similar a otras ya asentadas como Redacción Periodística, Comunicación Escrita o Géneros Audiovisuales no es suficiente ante el presente y el futuro que se nos avecina.

Las nuevas tecnologías en la formación del periodista

2. Ciberperiodismo

Implantar una materia denominada Ciberperiodismo sería la primera posibilidad, pero no es la única. La creación de una asignatura de esas características supondría ofrecer una formación a los alumnos de Periodismo sobre cómo deben trabajar en una redacción de un medio de comunicación digital. Una redacción que seguro poco tendrá que ver con las tradicionales de los medios de comunicación y que con toda probabilidad que en un futuro (más lejano
que cercano) serán totalmente virtuales.

Desde que los periodistas conviven con (y en) Internet, la investigación, producción y difusión informativas han evolucionado de raíz. Incluso los propios perfiles del periodista, el medio y hasta el público han experimentado también mudanzas radicales. Sin embargo, hay un ámbito en el cual apenas se ha comenzado a dar los primeros pasos: el lenguaje ciberperiodístico.

Hay que desterrar definitivamente de los profesionales de la comunicación la idea de que los diarios electrónicos son la traslación de un periódico en papel a la red.

Todavía se ven demasiados productos digitales en los que el único trabajo que se realiza es volcar, y como mucho traducir, los contenidos del papel o del mensaje radial o televisivo.

Y finalmente algo importante.... no puede darse por buena la tendencia a convertir a los periodistas en profesionales orquesta. Debe desterrarse la idea de que la convergencia, el multimedia es sinónimo de multiuso.

Es cierto que el periodista debe ser capaz de pensar en multimedia, pero no significa que deba ser especialista en todos los campos; es sencillamente imposible. Las actuales prácticas en este sentido implican una pérdida de calidad de los mensajes, unas peores condiciones laborales para los profesionales y un peor servicio al público.

Pin It

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar