Aprueban resolución sobre cumplimiento de objetivos de trabajo del Partido (+Audio)

El Séptimo Congreso del Partido Comunista de Cuba (PCC) aprobó este lunes en sesión plenaria la resolución presentada por la comisión que evaluó el cumplimiento de los objetivos de trabajo acordados por la Primera Conferencia Nacional de la organización, las directrices del Primer Secretario del Comité Central, General de Ejército Raúl Castro Ruz, y las proyecciones para su continuidad.

El documentado presentado en el Palacio de Convenciones de La Habana por el miembro del Secretariado del Comité Central, Abelardo Álvarez Gil, parte del examen del cumplimiento de los objetivos en cuatro años de implementación, y toma en consideración las opiniones recogidas durante el proceso de balance del Partido en sus diversas instancias, las consultas previas al Séptimo Congreso y las discusiones desarrolladas por la comisión en dos días de trabajo.

La resolución reconoce que un grupo importante de los objetivos aprobados por la Primera Conferencia Nacional se integran al contenido de los estatutos, reglamentos y otras normativas internas del Partido.

Afirma que, en su proyección, los objetivos conservan su vigencia y confirman, entre sus líneas de trabajo, el vínculo con los más diversos sectores de la sociedad para llevar adelante los propósitos de la nación.

Al respecto, Álvarez Gil señaló que hay que concretar en acciones prácticas el principio de la estrecha relación con las masas, en especial, con los trabajadores y jóvenes, de manera que se fortalezca el contacto directo, oportuno, diferenciado para conocer sus opiniones; argumentar con criterios razonables la política del Partido y el Estado; consultar todo aquello que requiere de sus valoraciones y aportes, y movilizarlos en cumplimiento de los planes y tareas decisivas para el desarrollo económico y social del país.

La resolución acerca de los objetivos de trabajo del Partido Comunista de Cuba ratifica sus fundamentos como fuerza dirigente superior de la sociedad cubana y del Estado, fruto legítimo de la Revolución y, al propio tiempo, de su vanguardia organizada, la que garantiza su continuidad histórica.

Pin It

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar