Donald Trump: “Una Cuba libre es lo que pronto lograremos” (+Audio)

Viva Cuba Libre Estados Unidos Cuba“Lograremos una Cuba libre pronto”, eso lo dijo el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, en medio de los enloquecidos aplausos de un auditorio en Miami, el bastión de la ultraderecha anticubana.

Curiosamente, el Jefe de la Casa Blanca, quien perdió el voto popular frente a su rival demócrata, exigió “elecciones libres” en la Isla vecina, y hasta osó dar algunos consejos a la sociedad civil cubana.

Pero, es que a diferencia del pueblo de Cuba, el multimillonario gobernante llegó hace apenas unos meses a la política; y para colmo se ha buscado como “interlocutor” para los temas de América Latina a un personaje desconocedor de la realidad latinoamericana: el senador Marco Rubio.

Marcos Rubio Senador Estadounidense

Ciertamente, Trump ignora la historia de una nación que incluso en las peores situaciones, como la del llamado período especial de los años 90 del siglo pasado, a partir de la caída del campo socialista y el recrudecimiento del bloqueo; sobrevivió y se recuperó, lo que nos ha puesto siempre en mejores condiciones de enfrentar la vieja y fallida política de Washington.

Lo que ocurre con la actual administración no es ni más, ni menos que el mismo guión insolente y descabellado que mantuvieron sucesivos gobernantes durante décadas, con el fin de intentar cambiar a un gobierno que es legitimado y refrendado por la inmensa mayoría del pueblo cubano.

¿Nadie le dijo a Trump, para evitar hacer el ridículo, que Cuba hace más de cincuenta años es una nación libre?

Puede escuchar y descargar aquí la propuesta radial directamente desde nuestro canal en Ivoox:

Fidel Triunfo De La Revolucion Cubana

Cuba hizo una Revolución liderada por Fidel Castro y aprendió a resistir cualquier tipo de obstáculo: agresiones terroristas, campañas mediáticas y una guerra económica, comercial y financiera que aún perdura; un bloqueo que el actual inquilino de la Casa Blanca anunció que mantendrá y endurecerá.

Lo que no dijo el presidente norteamericano fue que en su país miles de niños inmigrantes son obligados a realizar trabajos forzados y sin ninguna protección por parte del Estado. De hecho, el país que alardea de ser paradigma de los derechos humanos, no ha ratificado la Convención sobre los Derechos del Niño.

Más de un tercio de la población afroamericana ha sufrido algún tipo de discriminación, incluyendo la brutalidad policial; entretanto Estados Unidos se ha negado a ratificar la Convención Internacional sobre la represión y el castigo del crimen de apartheid.

 

Derechos Humanos En Estados Unidos

Tampoco el norteño país ha suscrito la Convención Internacional para la protección de los derechos de todos los trabajadores migrantes y de su familia.

Es que Estados Unidos, ciertamente, está muy lejos de lo que predica. Posee un escaso compromiso formal con los derechos humanos pues ha suscrito apenas 18 de los 61 instrumentos legales internacionales vigentes en relación con el tema.

Inmigrantesenpatera MundoDonald Trump: “Una Cuba libre es lo que pronto lograremos” Las ejecuciones, los arrestos y asesinatos policiales por el color de la piel, la prohibición de sindicalizarse en muchas empresas, la violencia y una pobreza que lastima aproximadamente al 35 por ciento de la población, son escenas cotidianas en el país más rico del mundo.

Sin embargo, el tema de los derechos humanos es un asunto que Washington históricamente politiza a conveniencia de sus decisiones, y que le ha servido también para justificar su política de agresiones contra la Isla vecina.

El tema de los derechos humanos fue secuestrado por el gobierno estadounidense y sus aliados cercanos como instrumento de presión para sus políticas de dominación global.

Los 842 millones de personas que padecen hambre en el mundo, los 774 millones de analfabetos adultos y los 6 millones de niños que mueren cada año por enfermedades prevenibles, no forman parte de la particular visión de Estados Unidos y los países ricos sobre los derechos humanos y las libertades fundamentales.

En medio de ese hostil escenario, Cuba sigue comprometida con una genuina cooperación internacional sustentada en la indivisibilidad de los derechos humanos, la no selectividad y la no politización.

Como han reiterado las autoridades del país, estamos conscientes de que existen y persistirán profundas diferencias con el gobierno de Estados Unidos en el ámbito de los sistemas políticos, la democracia, los derechos humanos y el Derecho Internacional; pero esta pequeña Isla ratifica la invariable voluntad de que ambos países puedan relacionarse civilizadamente dentro de esas divergencias.

Pueblo Cuba Apoyo Revolucion

Cuba conquistó hace más de medio siglo uno de los mayores derechos humanos: el pleno ejercicio por el pueblo de su derecho a la libre determinación en medio de amenazas, hostilidades y de los graves obstáculos derivados del bloqueo impuesto durante décadas por Estados Unidos, una política obsoleta que viola incluso, los derechos de los ciudadanos norteamericanos a quienes su propio gobierno les prohíbe viajar como turistas a la Isla vecina.

Pero, eso Donald Trump parece que no lo sabe y el presidente norteamericano insiste en hacer muy pronto, de este, un país libre. Es un discurso ridículo, que se estrella contra la dignidad de toda una nación y el reconocimiento internacional a la soberanía, la independencia y la libertad conquistadas hace más de cincuenta años por el pueblo de Cuba.

Escuche en Audio, el análisis de la temática en la voz de la periodista Angélica Paredes:

Comparte este contenido en tus redes sociales

Escribir un comentario

/component/jcomments/captcha/63449
Refescar