Ojos cansados en la era digital

Las computadoras son parte de la vida actual, tanto en el ámbito laboral como en el doméstico y adelantos tecnológicos como Internet y el correo electrónico suponen que muchas personas pasen gran parte de su tiempo frente a las pantallas.

La población cubana no está exenta de ese desarrollo, que afecta a niños, jóvenes y adultos que realizan sus labores en la casa, joven club de computación o centros laborales.

Los problemas visuales son consecuencia de estresar algunos mecanismos fisiológicos del sistema ocular o visual hasta el punto de producir algunos síntomas.

La mayoría de los usuarios con ese tipo de problemas no experimentan los cambios cuando ejecutan tareas con menor demanda visual, sin embargo, cuando trabajan con las computadoras, el trastorno se manifiesta a través de la visión de cerca, desequilibrio de los músculos externos del ojo, defectos refractivos pequeños o deficiencia lagrimal.

La causa inicial de los problemas visuales es la postura que se adopta delante de la pantalla, así como la atención o concentración que provoca una disminución de la frecuencia y de la amplitud del parpadeo.

Entre los consejos para un mayor confort ocular se destacan ajustar la resolución y el contraste del monitor, evitar los deslumbramientos y reflejos, situando la computadora cerca de las ventanas u otras fuentes de iluminación.

Acudir a revisiones visuales periódicas, hacer pausas de 15 minutos cada dos horas para que los ojos descansen y parpadear con regularidad y así evitar la sequedad ocular, son también algunas de las orientaciones.

Conviene recordar que el problema visual no es un problema exclusivo de adultos, ya que la era digital empieza a formar parte del día a día de los más pequeños, por lo que no es recomendable que los niños pasen más de cuatro horas frente a las pantallas.

Pin It

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar