Portal de la Radio Cubana en Internet

Le recomendamos

Cómo quisiera recordar si alguna vez la vi por estas calles; entonces era ella una joven de apenas 27 años que pudo atraer las miradas de muchachos de la época. Ella, por [ ... ]

Leer más...

Estados Unidos: Trump, ¿acorralado?

Un análisis de Associated Press (AP) refiere las "insólitas preocupaciones" que genera Donald Trump en su propio partido. La agencia formuló sus criterios este sábado desde la capital estadounidense y bajo la firma de Julie Pace y Bill Barrow.

Se remiten a las declaraciones del presidente sobre violencia en un mitin neonazi para cuestionar su idoneidad para el cargo. Pero también las sitúan como exteriorización de "preocupaciones y quejas" respecto a un presidente en funciones lanzadas por parte de su propio partido.

Además de las críticas expresadas esta semana por senadores republicanos, ex aliados de Trump, otros comenzaron a manifestar graves inquietudes sobre la presidencia.

Luego de sondeos hechos por la AP en nueve estados, 25 políticos republicanos hicieron constar preocupación sobre si Trump tiene la autodisciplina y capacidad para gobernar.

Según Eric Cantor, quien presidió su mayoría en la Cámara de Representantes, muchos han dado a entender  que la actitud de Trump sobre el caso Charlottestville, "fue más allá de  una simple distracción".

Uno de los entrevistados, Chip Lake, operador republicano en Georgia, llegó a no descartar que el mandatario abandone la responsabilidad antes de concluir su periodo. "Es imposible ver un escenario en el que esta situación sea sostenible durante un periodo de cuatro años", afirmó Lake.

Junto a ello, varios líderes empresariales se retiraron de consejos de la Casa Blanca, temerosos -según AP- de ser relacionados con el jefe de esta.

Incluso, hasta jerarcas militares se distanciaron de la responsabilidad que por igual achacó Trump a racistas y sus oponentes en el episodio Charlottestville.

Sobre este incendió lanzó aún más gasolina el jefe de la Casa Blanca al añadir que entre quienes marcharon  con los supremacistas, neonazis y miembros del Ku Klux Klan, "había personas excelentes".

Observadores alertan que la situación en Washington podría llegar a desembocar en el acorralamiento de su multimillonario presidente.

Pin It

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar