Ortopedia cubana también afectada por el bloqueo

La ortopedia cubana, al igual que otras especialidades médicas, se ha visto aquejada por el bloqueo económico, comercial y financiero que por más de medio siglo han mantenido los distintos gobiernos de Estados Unidos.

El doctor y profesor Rodrigo Álvarez Cambras, presidente de la Sociedad Cubana de Ortopedia y Traumatología, aseveró a la ACN que ese es un país altamente desarrollado en la especialidad; sin embargo, la genocida política ha afectado notablemente el intercambio científico con sus universidades.

También limita las posibilidades de adquirir tecnologías para operar, fundamentalmente el equipamiento que allí se fabrica para la cadera y la columna, y medicamentos, por lo cual tenemos que acudir a países más lejanos donde se encarecen los costos, señaló Álvarez Cambras, director del Complejo Científico Ortopédico Internacional Frank País, en La Habana.

Incluyen los fármacos antinflamatorios, otros para la osteoporosis, las suturas destinadas a la cirugía, las láminas y los tornillos que se hacen a partir de metales, subrayó.
Otro freno es que Cuba no puede utilizar el dólar americano en transacciones internacionales, todavía esa restricción se mantiene, y si queremos comprarlos tenemos que hacerlo con moneda que no sea de esa nación, aseveró Álvarez Cambras.

Hay productos y tecnologías que no las podemos adquirir porque son norteamericanas, sería más barato pero tenemos que hacerlo a través de terceros países, lo que aumenta el precio en dos o tres veces, además del riesgo del proveedor, dijo.

La mayor de las Antillas se ve obligada a buscar medicinas en Europa, en Japón o en China, y reiteró que en ocasiones cuesta más el transporte que el medicamento.

Como expresó recientemente el canciller Bruno Rodríguez Parrilla, al presentar el Informe de Cuba sobre la Resolución 70/5 de la Asamblea General de las Naciones Unidas, titulada Necesidad de poner fin al bloqueo económico, comercial y financiero impuesto por los Estados Unidos de América contra Cuba, aunque se restablecieron las relaciones diplomáticas, el cerco persiste.

El catedrático remarcó que los norteamericanos no nos han devuelto el territorio ilegal de la base naval de Guantánamo, se prohíbe el libre comercio, el uso del dólar, y seguimos con los mismos problemas.

Asimismo esa política genocida también estimula el robo de cerebros mediante el programa de Parole, en el cual Estados Unidos incita a los médicos cubanos a desertar de sus misiones que cumplen en diversos países, y los acoge con los brazos abiertos, subrayó Álvarez Cambras.

Cuba ha contrarrestado esos efectos y ha garantizado los servicios de Ortopedia con el sacrificio, la inteligencia, las inventivas, y el esfuerzo del pueblo y sobre todo de los trabajadores del sector, concluyó el destacado cirujano, reconocido a nivel mundial por sus aportes al perfeccionamiento de la técnica de la Ortopedia y el proceso de rehabilitación.

Pin It

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar