Luis Arce, del MAS, gana presidencia de Bolivia según sondeos a boca de urna

El candidato del Movimiento al Socialismo (MAS), Luis Arce, ganó las elecciones presidenciales de Bolivia en primera vuelta con el 52,4% de los votos. Así reveló una encuesta a boca de urna realizada por la empresa Ciesmori y que fue dada a conocer en la señal televisiva Unitel.

De acuerdo con el estudio, que se reveló a la medianoche, el candidato de Comunidad Ciudadana, Carlos Mesa, habría quedado en segundo lugar con el 31,5 %, mientras que el líder ultraderechista Luis Fernando Camacho, habría obtenido el 14,1 %.

Para ganar en primera vuelta, Arce necesitaba el 50 % más uno de los votos, o el 40 % pero con una diferencia de por lo menos 10 puntos con respecto al segundo lugar.

Fue una jornada difícil no exenta de maniobras de la derecha. Sobre todo la noche fue enrarecida ante la falta de datos públicos. Horas antes el jefe de la delegación de la Misión de Observación Electoral del Observatorio Electoral de la Conferencia Permanente de Partidos Políticos de América Latina y el Caribe (Copppal), Fernando Lugo, había asegurado que el retraso en la difusión de los primeros resultados electorales "creaba una suspicacia en la ciudadanía y en los veedores internacionales". 

Según las cifras preliminares hubo gran afluencia a las urnas, casi el 85% del padrón electoral. El MAS también habría alcanzado la mayoría absoluta en el Senado con 19 escaños, frente a los 13 de la centrista Comunidad Ciudadana y 4 para Creemos, liderado por el radical Camacho.

Repercusiones

El resultado del sondeo a boca de urna fue tan contundente que incluso la presidenta de facto Jeanine Áñez felicitó a Arce en las redes sociales. "Aún no tenemos cómputo oficial, pero por los datos con los que contamos, el Sr. (Luis) Arce y el Sr. (David) Choquehuanca han ganado la elección. Felicito a los ganadores y les pido gobernar pensando en Bolivia y en la democracia", expresó Añez a través de su cuenta en la red social Twitter.

 Al conocer los resultados, Luis Arce afirmó que llevará adelante un gobierno de unidad nacional para reconstruir la economía. "Hemos recuperado la democracia, hemos recuperado la esperanza. Vamos a gobernar para todos los bolivianos y vamos a construir un gobierno de unidad nacionales", dijo a la prensa desde el comando de campaña de su partido político.

Y a través de un mensaje en Twitter, el jefe de Estado venezolano Nicolás Maduro expresó que el pueblo boliviano derrotó con votos el golpe de Estado a Evo Morales en noviembre de 2019. El canciller venezolano, Jorge Arreaza también se unió a las felicitaciones al señalar que a través de los votos, el pueblo de Bolivia retomó el poder político del que fue desplazado por medio del golpe de Estado.

Por su parte, el vicepresidente segundo del Gobierno de España, Pablo Iglesias, celebró la victoria del candidato del Movimiento al Socialismo (MAS). "Dejaron votar a los bolivianos y lo han vuelto a decir muy claro. Nueva victoria histórica del Movimiento al Socialismo y lección ciudadana al golpismo", manifestó el también líder de la formación progresista Unidas Podemos en un mensaje a través de Twitter.

Y el expresidente Evo Morales saludó la "victoria contundente" de su partido.  "Hermanas y hermanos: la voluntad del pueblo se ha impuesto. Se ha producido una victoria contundente del MAS-IPSP. Nuestro movimiento político tendrá la mayoría en las dos cámaras. Hemos vuelto millones, ahora vamos a devolver la dignidad y la libertad al pueblo. Jallalla (¡Viva!) Bolivia", escribió en Twitter

Para Adriana Salvatierra, ex presidenta del Senado, “se inaugura un nuevo tiempo político".

Una lectura importante a partir de los resultados de ayer, es que el MAS no perdió las elecciones de 2019, que fueron arrebatas a través de un golpe de estado.

En aquella oportunidad, el MAS había alcanzado el 47,08% de los votos, mientras que Comunidad Ciudadana del opositor Carlos Mesa sumó el 36,51%, cifras similares a la de esta votación.

¿Quién es Arce?

Arce es una de las figuras clave por años en el gobierno de Evo Morales. Se considera el artífice de las reformas que llevaron al despegue económico de la nación sudamericana. Con su gestión, el país sudamericano consiguió no solo reducir su inflación y avanzar a un boom económico, sino también disminuir la pobreza.

Como plan de gobierno ha promovido la defensa de las empresas estatales, de los recursos naturales del país y trabajar para volver a las tasas de crecimiento que tuvo Bolivia cuando él fue ministro de Economía: más del 4 por ciento sostenido.

 

 

 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar