En Estados Unidos cerrada ovación para Ballet Nacional de Cuba

Como era de esperar, el Ballet Nacional de Cuba (BNC) recibió una apabullante ovación por el público en la presentación de la obra Don Quijote en el Centro John F. Kennedy para las Artes Escénicas, de Washington, capital de Estados Unidos.

La actuación de la compañía arrancó aplausos y vítores de los espectadores presentes en el Ópera House, de la institución estadounidense, quienes quedaron encantados con el virtuosismo y la técnica de los bailarines cubanos al interpretar la pieza inspirada en la novela cumbre de la literatura española "Don Quijote de la Mancha".

En la función brilló la primera bailarina Viengsay Valdés en el papel de Kitri, que le ha dado grandes éxitos internacionales y con el cual volvió a cautivar al auditorio con su depurada técnica y fuerza interpretativa.

En tanto, Dani Hernández, primer bailarín del BNC, se mostró impecable en el rol de Basilio y, junto a Valdés, arrancó ovaciones en varios momentos, sobre todo en el Grand pas de deux del tercer y último acto.

Muchas muestras de admiración también provocaron Claudia García y Chanell Cabrera como Reina de las Dríadas y el Amor, respectivamente, así como Ariel Martínez en el papel de Espada, el torero, y Ginett Moncho como su amante Mercedes.

Pero más allá de las buenas ejecuciones, quizás el momento cumbre de la velada fue cuando se anunció la presencia de la prima ballerina assoluta Alicia Alonso en el Ópera House.

Las presentaciones del Ballet Nacional de Cuba en el Centro John F. Kennedy proseguirán mañana con otro clásico, Giselle, que se mantendrá en cartelera hasta el próximo domingo, cuando concluirá el Festival Artes de Cuba, el mayor espectáculo de la isla en Estados Unidos.

 

 

 

 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar