Portal de la Radio Cubana en Internet

Le recomendamos

Gilberto Oviedo La Portilla (Papi Oviedo) falleció la víspera a consecuencia de una bronconeumonía. Su cadáver está expuesto en la funeraria de Calzada y K, en La Habana, [ ... ]

Leer más...

Angélica Paredes: los ojos de la poesía

De nobleza sin par, escuela andante, cobertura inmediata y compromiso firme, esa es Angélica.

En Cuba o por el mundo; en un programa de sonido enrevesado para sacar la poesía diaria de las batallas cubano – norteamericanas; bolivarianas, latinoamericanistas, caribeñas, de Cuba por el mundo.

Como locutora de una tribuna dentro o fuera de Radio Rebelde, sacando palabras que revocan el llamado cubano.

En las lides de la Unión de Periodistas de Cuba (UPEC), en una reunión, con la cara ruborizada de energía vital para seguir, sin amilanarse por sus propios combates personales, o desviar la energía de la meta colosal: Cuba, la radio, Cuba por el mundo.

Como un canto de sirena su nombre lleva cada misión que poetiza o canta en el testimonio desde el lugar de los hechos o las palabras que su propio corazón crónica para sus seguidores, la audiencia de Rebelde, los de izquierda en el mundo; incluso los de la otra orilla que quieren tener la verdad de Cuba de primera mano. Su verdad.

Sus ojos han visto el mundo desde la noticia, como su mirada aguda sabe conectar la palabra precisa del momento. Su vivencia quiere contarla y cada emisora de la Radio Cubana espera su decir. Es importante y urgente, nadie lo dude. Es necesaria, maestra y tan pequeña como la hermana que te aconseja o busca en la más inaplazable búsqueda de los hechos.

Cuenta de Twitter de Angélica Paredes @aparedesrebeldeCuenta de Twitter de Angélica Paredes @aparedesrebelde

Certera en su quehacer, Rebelde como una vez Progreso, la hizo suya para siempre. Una mano derecha, izquierda, las dos. Fidel lo vio, le vio los ojos de la poesía para contar lo preciso, para enarbolar banderas, para enseñar a los que siguen; quizás por eso, ella quiso seguir la historia en cada paso, desde que creciera con él o en cada desgarro de aquellos días difíciles para todos los cubanos.

Pin It

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar