Presidente cubano llega a Ciego de Ávila para evaluar escenario epidemiológico

Miguel Díaz-Canel Bermúdez, Primer Secretario del Comité Central del Partido Comunista de Cuba y Presidente de la República, llegó esta tarde a la provincia de Ciego de Ávila, para evaluar el escenario epidemiológico, marcado por un incremento de los casos de COVID-19.

Tal como anunciara el mandatario en sus redes sociales, luego de visitar territorio camagüeyano, continuó recorrido hacia Ciego de Ávila, acompañado por el Primer Ministro, Manuel Marrero Cruz, y otros dirigentes del Partido y el Gobierno.

En el encuentro la viceministra de Salud Pública Regla Angulo Pardo informó de la situación del territorio que reportó este sábado 272 nuevos casos del nuevo coronavirus, de acuerdo con el parte del MINSAP.

Denunció que en la provincia se desmontó, tras el rebrote anterior, el sistema de trabajo creado para prevenir y controlar la pandemia, lo que ha conducido a una situación muy complicada.

La directiva es parte del equipo de Gobierno que trabaja en la provincia para poner freno al nuevo destape de la epidemia, el cual está encabezado por el miembro del Secretariado del Comité Central Félix Duarte Ortega y el viceprimer ministro Jorge Luis Perdomo Di-Lella.

La comisión nacional dispuso aplicar medidas de refuerzo para transformar el actual panorama epidemiológico, que incluye volver a montar el sistema de trabajo anterior, una tarea en la que ha trabajado durante los últimos 15 días y que debe comenzar a mostrar resultados próximamente, señaló Angulo Pardo.

Entre las acciones está crear nuevas capacidades en centros de aislamiento e incrementar las consultas para infecciones respiratorias agudas (IRA), las capacidades de vigilancia intensiva y las capacidades para la atención al paciente grave y crítico en terapia intensiva.

Otras medidas son la aplicación de test rápidos a los trabajadores del turismo, la pesquisa activa a la entrada y salida del pedraplén Turiguanó-Cayo Coco y en los hoteles, y la inmunización con las vacunas cubanas a quienes laboran en la cayería norte y a los habitantes de la ciudad de Morón, que ya han ido recibiendo la primera dosis.

El viceprimer ministro Perdomo Di-Lella refirió la necesidad de incrementar la velocidad en la implantación de estas acciones y otras, y de poner fin a los problemas organizativos. «La situación es tensa y la capacidad de reacción tiene que ser más rápida», sentenció.

El primer ministro Manuel Marrero Cruz señaló que el sistema de trabajo tiene que estar enfocado en los municipios, que es donde ocurre todo y se resuelve todo, sin embargo —alertó— no nos queda claro los planes municipales de enfrentamiento.

Denunció además que la movilidad que hay en la provincia no está en correspondencia con la compleja realidad actual. En un territorio como este no debería haber colas, expuso al orientar organizar mejor la distribución de los productos básicos y otros, poniendo más énfasis en los barrios.

Indicó que la información que se emite tiene que ser certera, que hay que resolver los problemas en los laboratorios, que hay que completar el personal en la atención primaria, y establecer un sistema efectivo de ingresos domiciliarios.

El Primer Secretario del Partido, Miguel Díaz-Canel Bermúdez, expuso que, al estar en la fase de transmisión comunitaria, el número de pacientes activos ha superado la capacidad de las instituciones de salud, por lo que es necesario apelar al ingreso domiciliario, una práctica internacional aceptada.

Ingreso domiciliario, sin embargo, aclaró, no es aislamiento domiciliario. El ingreso lleva visita médica diaria, atención médica cuando se requiera, suministro de medicamentos y sistemas de comunicación para que el paciente y la familia notifiquen una emergencia.

Al repasar las estadísticas de la enfermedad desde el inicio de la pandemia, en marzo de 2019, Díaz-Canel señaló que aunque en este período se haya enfermado menos del uno por ciento de la población avileña, es necesario ser más responsables.

Llamó a las organizaciones políticas y de masas del territorio, lideradas por la militancia del Partido y la Juventud, a explicar, casa a casa —manteniendo las medidas higiénico-sanitarias— lo que está ocurriendo con la COVID-19 en la provincia y pedir que cada quien haga lo que tiene que hacer para evitar contagiarse o contagiar a los demás.

Fuente. ACN; RRebelde ,Twitter, Granma / Editora. Carmen Torres

 

Escribir un comentario