Presidente de Cuba visita la provincia de Pinar del Río y la Isla de la Juventud (+Audio) (+Video)

El Primer Secretario del Partido y Presidente de la República, Miguel Díaz-Canel Bermúdez, llegó en horas tempranas de este domingo a la provincia de Pinar del Río, acompañado de otras autoridades del país, para constatar las afectaciones ocasionadas por el Huracán IDA en el territorio y evaluar la situación epidemiológica de la provincia.

Esta región occidental fue impactada por el ciclón categoría I en la tarde-noche del viernes 27 de agosto ocasionando serias afectaciones en las redes eléctricas, y  en la agricultura donde las  mayores consecuencias están en los cultivos de plátano, maíz y yuca, aunque no son graves.  Los pinareños trabajan arduamente en la recuperación, con la intención de restañar los daños en el menor tiempo posible.

Leer más...

____________________________________

Durante el paso de un huracán o ciclón

  1. No permanezca en lugares con riesgo de inundación o de derrumbes.
  2. Protéjase en hogares seguros, con techos de placa.
  3. No transite por calles con cables caídos. 
  4. Mantenga la calma y confíe en las autoridades locales de la defensa civil.
  5. Si transita en un auto y es sorprendido por el huracán trate de estacionarse lo más lejos posible de árboles, ríos o zonas de inundaciones.
  6. Durante el paso de un huracán no siga conduciendo en su auto, mejor es estacionarlo.
  7. Si está dentro de su hogar, no abra  puertas ni ventanas ante fuertes vientos y torrenciales aguaceros.
  8. No salga a la calle durante el paso del huracán,  manténgase protegido en su casa o en los centros de evacuación.
  9. Si su casa se ve afectada durante el huracán, mantenga la calma y procure  trasladarse a un lugar seguro, donde no corra riesgo su vida.
  10. Ante la falta de fluido eléctrico, si tiene teléfono fijo, manténgase informado con Radio Reloj a través del canal telefónico 080073565.
  11. Ante  rachas y vientos fuertes, manténgase alejado de las ventanas y puertas de cristal. 
  12. No cometa indisciplinas que de alguna manera pongan en peligro su vida.
  13. Evite caminar por las áreas inundadas y aunque el nivel del agua sea bajo, no se confíe, ya que puede aumentar súbitamente y desarrollar una velocidad peligrosa.