CMKS cumple 70 años

Cuando la radio tenía once años de fundada en Cuba, llegaron sus primeros sonidos al oriente cubano: la actual provincia de Guantánamo.

Cuentan que el año 1931 es considerado el antecedente de la presencia de la radio en el territorio más oriental de Cuba, cuando el primer receptor se dejó escuchar en la Compañía Cubana de Electricidad. Ya en esa época algunos radioaficionados guantanameros habían mostrado inquietudes que cristalizaron definitivamente en 1932, con la salida al aire de la CMKJ.

La primera radioemisora guantanamera se identificó como CMKJ. Se atendía al acuerdo internacional que asignó a Cuba las letras CM; la tercera, o sea, la K, correspondió a la antigua provincia de Oriente, y la J, que era a voluntad del dueño siempre que estuviera libre. Esta emisora experimental transmitió poco menos de un año, y cubría solamente un kilómetro de radio. No obstante, su efímera existencia, constituyó un hito importantísimo y punto de partida para el desarrollo ulterior del medio.

El 27 de junio de 1937 nació la CMKS, gracias al desvelo y esfuerzo del joven ingeniero eléctrico Cándido Savón Suárez, que desde 1935 inició, junto a otros colaboradores, los trabajos para la instalación de una planta de radio en su propia casa. Inicialmente dispuso de un equipo con 50 W de salida, y más tarde construyó otro que alcanzó los l00. Fue en ese momento que inauguró oficialmente la radioemisora, que de forma experimental solo transmitió dos o tres horas diarias.

Como hecho destacable hay que señalar, que el Ministerio de Comunicaciones había asignado las siglas CMKI. Pero el dueño solicitó la letra S, que estaba libre, pues argumentaba que coincidía con sus apellidos Savón Suárez.

Por el boletín editado en el aniversario sesenta de la CMKS, conocí de las actividades que realizó esta radioemisora, no obstante la censura impuesta por el gobierno que oprimió al país hasta 1959. En ello jugó un destacado papel el propio dueño, militante revolucionario en la lucha clandestina contra el dictador Fulgencio Batista.. Esta radioemisora formó parte del FIEL, el Frente Independiente de Emisoras Libres desde marzo de 1960. En junio de 1961 Savón donó al estado su emisora CMKS.

La tercera radioemisora que surgió en Guantánamo fue la CMKH en 1939. Después se inauguró la CMDM, que enseguida pasó a formar parte de la red provincial de Santiago de Cuba, aunque continuó reflejando el ambiente local.

El 24 de febrero de 1953 salió al aire la CMDX, conocida más tarde como la Voz del Toa, en Baracoa. El equipo transmisor de 250 W, fue fabricado en Camagüey por Efraín Otero y trasladado en goleta desde Santiago de Cuba por Amable Martínez, copropietario y locutor de Radio Holguín, y por el locutor de la propia emisora Noel Pérez Batista, que se convirtió también en la primera voz que surcó el éter en Baracoa.

En 1963, con la reorganización de la radio del país, el Instituto Cubano de Radiodifusión fusionó las tres radioemisoras de la ciudad de Guantánamo y otorgó la responsabilidad de planta matriz a la CMKS. Para ello se tuvo en consideración, que era la más antigua en el territorio más oriental del país, su historia al servicio del pueblo y que fue creada por su dueño, el guantanamero Cándido Savón Suárez, mientras las demás habían sido instaladas por personas ajenas a Guantánamo.

CMKS ha aglutinado un destacado y entusiasta colectivo. Por coincidencia histórica, aún hoy se mantiene como directora y escritora de programas, la Premio Nacional de Radio, Marlene Salazar, laureada además en Festivales Nacionales de Radio y una de los tres primeros directores de Radio con que contó la emisora, al asumir esta especialidad, en la década del 70.

Actualmente el sistema radial del oriente cubano está integrado además, por Radio Bahía, en Caimanera; Radio Playitas, en Imías; y Radio Maisí. El espectro radiofónico de esta provincia lo integran además los repetidores de las transmisiones nacionales de Radio Rebelde, Radio Progreso, Radio Reloj, Radio Enciclopedia y Radio Taíno.