¿Oficio? ¡Salvar vidas!

Salvar vidas es el “oficio” más hermoso desde que surgió la especie humana. Es por eso que, cuando uno conoce a personas que le ponen, además del talento y la experiencia, el corazón para sacar del “hueco” a alguien y devolverle la felicidad de seguir compartiendo un espacio pequeñísimo en el mundo terrenal, es que aquilatamos la incómoda posición de estar acostado al filo de una navaja.

En eso radica la grandeza de hombres y mujeres entregados por entero al sagrado deber de arrebatarle a la muerte lo que, tal vez, por el momento, no le pertenece a la guadaña. Para evitar lo humanamente evitable, e incluso, ir un poco más allá,  están los especialistas y técnicos cubanos establecidos en el complejo venezolano de salud Doctor Salvador Allende.

Leer más...

Cuba: Mirar para el lado

La solidaridad con Cuba emana de muchas naciones latinoamericanasLa solidaridad con Cuba emana de muchas naciones latinoamericanasHace unos años participé de la Primera Brigada Internacional de Solidaridad con Cuba 1º de Mayo, que paradójicamente también fue la última que vio a Fidel como jefe de Estado.

Como la mayoría de los Chilenos fui allá cargado de prejuicios, y de expectativas. Cuba representa muchas cosas a nivel mundial, para algunos es una de las más terribles Dictaduras, y para otros el paraíso socialista. Sin embargo Cuba no es ni lo uno ni lo otro. Cuba es, como lo escuché de muchos allá, "un país que hace lo mejor que puede" cosa que a veces olvidamos.

Leer más...

Las “pacíficas” delegaciones del CID en Cuba y sus jefes terroristas en Miami

Las delegaciones del CID y  su papel sobredimensionado  dentro de la contrarrevolución interna.De manera abrupta y sospechosa, motivados unos por la búsqueda de un cuestionado protagonismo, tan propio de las vulgares vedettes de sórdidos espectáculos; movidos otros por la sed de dinero fácil proveniente del gobierno norteamericano y de supuestas fundaciones europeas para financiar a la traición; y, por último, esperanzados de encontrar una vía segura para  lograr un “futuro próspero” en EE UU o en alguna capital de la veleidosa Europa, un centenar de aprovechadores de toda laya y oscuro pasado, se han coligado bajo la sombra del grupúsculo terrorista Partido Cuba Independiente y Democrática (CID), para venderse ante el mundo como supuestos luchadores por la libertad, creando insignificantes células en Ciudad de la Habana, Pinar del Río, Camagüey y en Palma Soriano.

Leer más...