Los mensajes privados de Instagram ahora son mucho más íntimos

Después de adaptar, inspirarse o copiar directamente grandes aspectos del formato «Stories»,  de Snapchat, Instagram añade a su sistema de mensajería instantánea la posibilidad de que nuestros mensajes, imágenes, vídeos y pegatinas desaparezcan después de ser vistas, tal y como ocurre en la mensajería privada de Snapchat.

Técnicamente la sección ya existía en cierto sentido, pero ahora ha sido combinada de una forma más cohesiva con los mensajes tradicionales.

El crecimiento de la plataforma de mensajería privada de Instagram está pasando ampliamente desapercibido por la industria, centrada en la más aparente «batalla» del formato Stories, un campo en el que ambas empresas luchan por conseguir la atención de un público más juvenil que adulto para el que la cámara es su forma más creativa de expresarse.

Combinar mensajes privados «efímeros» de esta forma ayudará a Instagram a retener más a sus usuarios.

El objetivo es que los jóvenes y no tan jóvenes que utilizan la plataforma a diario, cada vez tengan una necesidad menor de abrir otra aplicación a la hora de comunicarse de forma privada, pública, efímera o perenne.

Instagram ha sido tradicionalmente una plataforma muy conservadora a la hora de añadir novedades. Siempre ha actuado con pies de plomo intentando mantener un aspecto centrado alrededor del contenido multimedia. Durante años, solo tenía una función: ver fotografías cuadradas de nuestros contactos y amigos.

Poco a poco la compañía fue añadiendo más funciones, creatividad y flexibilidad: imágenes rectangulares, vídeos cortos, herramientas para combinarlos, galerías y demás.

Pero los dos cambios más radicales, y los que a la postre convertirían Instagram en una adicción para más de 600 millones de personas en todo el mundo han sido los que ha adaptado -o copiado- de Snapchat.

Es difícil elucubrar cómo Snapchat podría responder ante la amenaza que supone Instagram a su crecimiento. Un desafío que detalló claramente en su salida a bolsa durante el pasado mes de marzo en una nota a sus futuros inversores.

Fuente: La Vanguardia / Editor: Conrado Vives Anias.

Autor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.