Entregan premios del V Concurso Caridad Pineda in memoriam

En la gala de premiación, efectuada en la sede santiaguera de la UNEAC, se concedió el galardón en el apartado internacional al argentino Federico Gabriel Rudolph, por Un libro: novelas y cuentos de Voltaire, y a Mireya Chico Díaz (La Habana), el acreditativo a la tercera edad con un texto sobre El Ingenioso Hidalgo Don Quijote de La Mancha.

Yecenia Ramírez Sosa (Guantánamo) ganó el premio reservado al autor novel, por El libro más triste del mundo, relato que aborda cómo ese título homónimo de Otilio Carvajal, le acompañó en la recuperación de la salud de su hijo. A la larga, resultó este último el trabajo  más premiado, si se suman los reconocimientos de algunas de las instituciones que acompañaron la iniciativa.

Por su parte,  el Centro de Intercambio y Referencia de Iniciativas Comunitarias (CIERIC), otorgó su fallo al niño Marcos Alejandro García Leyva (Mayabeque) por su texto Una mujer que recordaré siempre, sobre el libro La madre negra de Martí, de la historiadora Josefina Toledo.

Las menciones recayeron en Cachorro de León, de Frank Lugones (Holguín), así como en Mi Principito, de Orlando Téllez Almenares y Mi soledad tiene cien años, de Maylín Ross Torres, ambos de Santiago de Cuba.

El territorio anfitrión copó la categoría de finalistas a través de Damaris Hodelín Fuentes (Mi encuentro con Cuqui Bosch), Esperanza Jardines Peacok (El libro que me enseñó a hablar con las piedras) y Jorge García Orce  (El cartero de Neruda: la fe en lo hermoso).

La reconocida periodista y novelista Marta Rojas, presidenta del jurado que conformó junto al poeta León Estrada  y el narrador Manuel Gómez Morales, consideró que «el concurso se consolida  incluso desborda nuestro territorio nacional, de manera que es un aporte significativo, indiscutible, de Santiago de Cuba a la cultura nacional».

Reinaldo Cedeño Pineda, vicepresidente de la UNEAC en el territorio santiaguero y creador del certamen, destacó que este año se recibieron 76 trabajos enviados desde  todas las  provincias del país, así como de Argentina, Chile, Estados Unidos y Australia, al tiempo que subrayó que se van cumpliendo los propósitos del evento: explorar nuevas vías para la  promoción de la lectura desde una vinculación emocional más directa y preservar el protagonismo del lector.

El Concurso rinde homenaje a la infatigable educadora santiaguera Caridad Pineda Anglada (1933-2012) y es convocado por el Comité Provincial de la UNEAC en Santiago de Cuba, con el coauspicio de la Asociación Cubana de Bibliotecarios(ASCUBI) , Radio Siboney, el Proyecto Claustrofobias, El Caimán Barbudo y el sitio web La isla y la espina (http://laislaylaespina.blogspotr.com)

La gala de premiación contó con la excelencia de la cantante lírica María Isabel del Prado y el  carisma de la intérprete  Grisel Gómez junto a su guitarrista acompañante Gabino Jardines.

Autor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.