Cuba: Complejo Escultórico Ernesto Guevara, un sitio sagrado

En el 2017, se conmemoró el aniversario 50 de la caída en combate del médico argentino-cubano y las dos décadas de la inhumación de su restos y de varios de sus compañeros en Bolivia, en el Memorial creado en la institución.

La inauguración del Complejo, el 28 de diciembre de 1988, estuvo determinada por el quehacer de los pobladores del territorio villaclareño, con miles de jornadas voluntarias y la  donación de 20 toneladas de bronce que necesitó el escultor José Delarra, para inmortalizar la imagen del mítico combatiente.

Una abundante y espontánea participación popular figuró entre los sucesos más significativos de aquellas faenas, cuando trabajadores, estudiantes, jubilados y amas de casa acudían  para apoyar la ejecución.

La escultura del revolucionario latinoamericano, de 6,8 metros de altura, mayorea todo el espacio, convertida en unos de los símbolos de Santa Clara, importante homenaje al hombre que comandó la liberación de la  ciudad en diciembre de 1958.

El centro resulta escenario de relevantes momentos históricos, pero sobresale la llegada de los restos de Ernesto Guevara  y otros guerrilleros de la gesta en Bolivia, el 17 de octubre de 1997, acogidos en el Memorial, lugar donde flamea una llama eterna encendida por el Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz.

Noris Cárdenas, directora del Complejo Escultórico Ernesto Guevara, explicó a la ACN que se organiza un programa de acciones para conmemorar el 14 de junio el cumpleaños 90 del natalicio del Guerrillero Heroico  y los cinco lustros de abierto ese emplazamiento, ambos el año venidero.

Autor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.