VII Cumbre AEC hace de Cuba la capital del Caribe

Los dos textos, la Declaración de La Habana y el Plan de Acción 2016-2018, deberán ser aprobados este sábado por los Jefes de Estado y de Gobierno cuando sesione el Segmento de alto nivel de la cita regional, en el Palacio de la Revolución.

Este Plan, dividido en 7 secciones con 18 páginas de discusiones, recoge aspectos como el turismo sostenible, el desarrollo del comercio y las relaciones económicas internas de la Asociación, el transporte marítimo sobre todo en las cortas distancias, las estrategias portuarias, el servicio de las operaciones hidrológicas y meteorológicas, la necesidad de una plataforma de información territorial del Caribe para la prevención de desastres, los flujos financieros y de cooperación, entre otros aspectos de interés.

El Consejo de Ministros de la Agrupación, presidido por Cuba, sesionará con una agenda que incluye, entre otros asuntos, la decisión acerca de los nuevos ingresos a la organización, como el de San Martín como Miembro Asociado por derecho propio; y de Bolivia, Uruguay, Kazajstán y la Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América-Tratado de Comercio de los Pueblos, como Observadores.

Según la agenda prevista, en las próximas horas continuarán arribando al país los Jefes de las delegaciones de los 25 países miembros del organismo, así como de los siete asociados, y las 21 organizaciones y nueve estados en calidad de observadores.

En horas de la noche, en el Palacio de la Revolución será ofrecida una cena de bienvenida a los dignatarios por el Presidente de los Consejos de Estado y de Ministros, General de Ejército Raúl Castro.

Otro escenario clave de esta Cumbre sigue siendo el Centro de Prensa Internacional, ubicado en el Hotel Habana Libre, donde expertos de entidades cubanas comparecen ante los medios de comunicación acerca de temas relacionados con las proyecciones y retos del Caribe, así como las perspectivas de Cuba ante los desafíos de la paz, el desarrollo, el comercio y la cooperación.

La Asociación de Estados del Caribe considera fundamental la unidad y la integración para lograr un desarrollo económico sostenible. Pero también la concertación política es necesaria y urgente para enfrentar los desafíos de la compleja realidad latinoamericana y caribeña. 

 

Autor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *